Buscar

[EL MERCURIO] Construcción: repunta inicio de nuevos proyectos y gasto en obras crece 35%

La posibilidad de que las faenas operen durante las cuarentenas explica parte del dinamismo del rubro. El ticket promedio de compra de materiales subió, porque las empresas buscan tener más stocks y los productos están más caros.


Enlace



La posibilidad de que las faenas privadas del sector construcción puedan trabajar pese a las cuarentenas es uno de las razones que explican el fuerte repunte de esta industria durante 2021. Lo anterior se observa al revisar los montos totales transados por las obras durante el período enero-abril de este año, lo que incluye gastos en compras de materiales, servicios y gestión.


En los cuatro primeros meses se registraron transacciones por $990.224 millones, monto 34,5% superior al de igual lapso de 2020 —donde se incluyen meses sin pandemia— y 27% mayor que el del primer cuatrimestre de 2019, cuando aún no se registraba el estallido de octubre. Así lo revela un informe de Iconstruye, plataforma digital que gestiona cerca de US$ 3.000 millones a US$ 4.000 millones al año, con cerca de 1.100 obras. Los últimos datos de la entidad señalan que en abril se iniciaron 22 nuevas obras, más del doble que las nueve iniciativas de igual mes del año pasado, cuando estaba partiendo la pandemia por covid-19 en nuestro país.


En marzo pasado, en tanto, se detectó el comienzo de 17 faenas. En los cuatro primeros meses de este año arrancaron 121 nuevas obras, una baja de 24,8% frente a idéntico lapso de 2020. Pese a ello, al revisar la evolución mensual de las faenas, se advierte que a partir de agosto de 2020 se produjo un repunte en las inversiones de la construcción, que se mantiene hasta ahora. Respecto del alza en los montos transados este año, el gerente de Estrategia y Desarrollo de Iconstruye, Pedro Pablo Mir, comenta que una parte del incremento responde a la mayor actividad debido a que en el primer trimestre no hubo cuarentenas generalizadas y también porque las faenas pueden desarrollarse en zonas confinadas bajo estrictos protocolos sanitarios.


A lo anterior, añade Mir, se suma que las constructoras están efectuando compras de materiales por montos más elevados. Esto se explica porque las empresas buscan tener mayores stocks, para darle continuidad a sus actividades, y también porque el ticket promedio de adquisición refleja el encarecimiento que han tenido los productos por una escasez derivada de la pandemia. Señala que en los dos años anteriores cada orden de compra promediaba $1,8 millones, mientras que hoy bordea los $2,4 millones, es decir, un alza superior al 30%. Con relación al mayor inicio de obras en abril, Mir resalta el crecimiento interanual, pues se trata del primer mes de este año que se puede comprar en su totalidad en 'igualdad de condiciones', dice, pues en ambos períodos la pandemia estaba presente en el país.


Inicios selectivos


De las 22 iniciativas que partieron sus movimientos en abril, 15 corresponden al ámbito habitacional, principalmente a edificios de departamentos. El resto son planes viales, portuarios y comerciales. De todos modos, Mir advierte que algunos proyectos están siendo postergados por sus titulares, por lo que no visualiza que en el corto plazo se regrese a un nivel de inicio de 50 a 60 iniciativas al mes, como se vio en algunos períodos previos a la crisis sanitaria.


El gerente de Iconstruye explica que las empresas están seleccionando rigurosamente las inversiones que ponen en marcha. Señala que los proyectos 'muy largos o más costosos se podrían dividir en fases o bien posponerse'.