Buscar

[LA SEGUNDA] Los secretos de la industria que la rompe en la pandemia

¿Qué hacen exactamente, quiénes trabajan ahí y cuánto ganan?


Enlace



'Es un retail grande. No te puedo decir el nombre, pero es grande. Ellos veían que dar un crédito les tomaba como entre 20 y 40 minutos; tiempo en que la gente se aburría y se iba. No sabían qué hacían mal. Llegamos y entrevistamos a mucha gente de la empresa. Nos dimos cuenta que tenían a 20 señoras recibiendo en una bandeja, literal, solicitudes de crédito. Tecla a tecla se conectaban a Dicom, deuda provisional, lo iban metiendo uno por uno en un Excel que calculaba la evaluación. Automatizamos. Lo cambiamos a 3 minutos', comenta Dionisio González, gerente general de Pragma, una de las mayores empresas de transformación digital del país, con clientes como Entel, Canal 13, Mega, Clínica Alemana, Transbank, entre otros.


Mientras la pandemia deja por el piso las utilidades en muchas industrias y se han visto forzadas a despedir trabajadores, hay una donde las ventas han llegado, en algunos casos, a niveles históricos en los últimos meses y más que desvinculaciones han visto aumentar los salarios de sus trabajadores. Es la famosa 'transformación digital', a la que se dedican empresas, generalmente medianas, que asesoran a otras grandes para que dejen atrás los papeles y digitalicen sus procesos.


Los mismos dueños de empresas del rubro admiten que hay poca claridad en la opinión general sobre qué significa transformación digital. 'Hay muchos vende humo, y el término está medio manoseado', opina González.


Para ver qué hacen quienes ayudan a digitalizarse a otras empresas, es mejor ir a ejemplos puntuales. Rokket Labs es cofundada por Bastian Ermann, y con 27 años ya tiene una empresa que vendió US$1,3 millones solo entre mayo y agosto, en medio de lo peor de la pandemia. Y en medio también de la crisis sanitaria, se extendieron a Estados Unidos. Uno de sus proyectos durante la pandemia fue con la Clínica Las Condes (CLC).


En general, las transformadoras digitales atacan proyectos concretos que grandes empresas quieren modernizar. Y en tiempos como estos, los cambios tienen que hacerse rápido. De lo contrario, las firmas se quedan sin canal digital en medio de una cuarentena. Por ende, la velocidad es parte del negocio.


'En CLC querían un programa de telemedicina. Eso suena no tan complejo, ¡pero lo querían en dos semanas! Creamos una ‘célula' de cinco personas que trabajó con la metodología ‘scrum', o administración de proyectos ágil, que se usa mucho en Silicon Valley. La idea es crear un software totalmente funcional con lo base que necesita la empresa lo antes posible y lanzarlo rápido, aunque no tenga todas las soluciones que la empresa quiere', explica Ermann.


De este modo, la solución tecnológica, un software o una app, se lanza rápido para que en su mismo uso, con la experiencia de los usuarios, se vaya viendo qué se puede mejorar y qué se puede agregar.


Sobre la metodología 'scrum' de desarrollo ágil de proyectos hay mucha literatura. Se usa principalmente en desarrollo de software, pero no son pocos los autores que dicen que se puede extrapolar a cualquier proceso productivo humano. Hasta para decorar la casa.


Rokket Labs tuvo el primer software funcional para la clínica en 10 días, cuatro antes de lo previsto.


Sueldos e industrias


La célula de 5 personas que Rokket Labs creó para su proyecto con CLC tenía un líder, o Scrum Master, y cuatro puestos más técnicos, entre los que se encuentran las especialidades de Front End, Full Stack, Tech Lead y Dev Ops. Todas son especialidades y variantes de ingenieros en informática, en sistemas, y afines. Y en todos los casos, sus sueldos han subido 40% desde abril de este año según un estudio de la consultora de recursos humanos IT Hunter (ver infografía).


Pero uno de los puestos clave para lograr una transformación digital ágil es el Product Owner. Y tiene algo especial, porque no es de la empresa que digitaliza: es alguien que la empresa a digitalizar tiene que poner a disposición de la consultora, y que tiene que estar disponible 24/7.


'Tiene que ser una sola persona de la empresa que quiere digitalizarse. No más que una persona de contraparte a la que se le den todas las atribuciones para tomar todas las decisiones', señala Ermann.


Así se eliminan burocracias que hagan más lento todo el proceso.


En general, a eso apunta la digitalización en casi todas las industrias en donde opera. Por ejemplo, iConstruye hace lo propio en la construcción y Jooycar con las aseguradoras de auto.


'Instalamos un dispositivo que toma datos de cómo maneja la persona en tiempo real: aceleraciones y frenados bruscos, horas de manejo, excesos de velocidad en la noche, etc. Y le calculamos una prima de acuerdo a esos datos. Si empiezas a manejar bien, te sale más barata la póliza', explica el CEO Jooycar, Rodrigo Labbé.


Con un aparato que digitaliza todo, las aseguradoras se olvidan de sus procesos de cálculo de riesgo. Las ventas de Jooycar se multiplicaron por 10 en agosto.

Isidora Goyenechea 3250 of. 101 | Las Condes | Santiago | Chile
Fono:  2 323 7266  Cel: +56 9 7768 8775
contacto@vitalcomunicaciones.cl
  • instagram vitalcomunicaciones
  • facebook vital